17 mar. 2018

De nuestra animalidad huimos...

Foto propia

“De nuestra animalidad huimos
intentando buscar un orden social
en el que justicia e igualdad se den
como premisas fundamentales,
pero en realidad…

Somos animales obedientes
a esos otros que por estar en cabeza
dirigen voluntades hacia necesidades
que ni son mejores ni reales
y lejos de beneficiar a quienes
vivimos aglomerados en el redil
les dejan mejor situados cara al futuro
pues tras llenarse sus egos y bolsillos
con el ungüento de sus sobras nos persignan
en liturgia que afiance la alienación
para que no nos demos cuenta de que…

El fuerte se come al débil,
el poderoso exprime al útil
y la sonrisa que sea fácil de conseguir
pues quien vive oprimido
alegría sentirá ante pequeños logros
y si se pueden repetir fácilmente
como conducta social compensatoria
será deseado moralizando al grupo
pero como quien ríe no se lamenta
aunque su necesidad nunca satisfaga
se centrará la riqueza en el rico
que con ahínco y obnubilación 
hará más pobre al que roba,
cuantas veces sea necesario.”

2 comentarios:

  1. Ciertísimo. No pude comentar en tu perfil de Google+ y por eso lo hago desde aquí.

    Un saludo David 🙋

    ResponderEliminar
  2. Bien cierto es lo que dices, David, que el fuerte se come al débil, y el poderoso exprime al útil, lástima que así sea, y que siempre tengan que perder los más pobres o débiles pero ricos de corazón.

    Besos.

    ResponderEliminar

podcast

Os presento los audios en los que he dividido un ensayo que espero os cale. Aunque está ordenado desde el último al primero, aconsejo empezar por el principio.